Las televisiones y los derechos de los telespectadores

Las televisiones están pasando por una crisis de programación importante. El problema es que esta crisis no se traduce en dificultades económicas, es más, no paran de vender espacios publicitarios y con ello, engrosar más sus ingresos. Este último año TVE ha emitido veinte horas más de anuncios que el año anterior.

La mala programación, unida a las constantes técnicas de contraprogramación, atentan contra los derechos de los ciudadanos, contra su libertad de elección.

Las autoridades han decidido tomar cartas en el asunto multando a Telecinco por realizar estas estrategias de contraprogramación, pero la solución solo pasa por un punto, que la crisis de programación redunde en una crisis de ingresos. Cosa difícil, ya que el analfabetismo funcional que sufre nuestra sociedad es descomunal, y las actividades alternativas a la práctica del sillon-ball parece que no tienen demasiado éxito.¿Tenemos las televisión que merecemos? Seguramente.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s